Luang Prabang, la capital espiritual de Laos

Al final de una estrecha y húmeda callejuela irrumpe en Luang Prabang un sonido grave y entonado. A medida que avanzo, va cobrando forma, es un cántico alegre y sostenido que proviene del interior de un templo budista. Hay una enorme puerta de madera chapada en metal en la que aparecen dos grandes guerreros con cara de dragón custodiando el recinto. Texto: Miguel Ángel Vicente de Vera La oscuridad transita hacia una media penumbra construida a base de cientos de velas.
Esta escena se repite a diario en la madrugada y al atardecer en algunos de los templos que existen en Luang Prabang
Esta escena se repite a diario en la madrugada y al atardecer en algunos de los templos que existen en Luang Prabang

Al final de una estrecha y húmeda callejuela irrumpe en Luang Prabang un sonido grave y entonado. A medida que avanzo, va cobrando forma, es un cántico alegre y sostenido que proviene del interior de un templo budista. Hay una enorme puerta de madera chapada en metal en la que aparecen dos grandes guerreros con cara de dragón custodiando el recinto.

Texto: Miguel Ángel Vicente de Vera

La oscuridad transita hacia una media penumbra construida a base de cientos de velas. Las paredes están decoradas con pinturas de batallas milenarias, palacios de ensueño y grandes imágenes de buda. Al fondo hay un pequeño altar presidido por una escultura de un buda sonriente, revestida en pan de oro. Está rodeada por otras pequeñas figurillas, guirnaldas, flores y ofrendas con arroz.

En el centro de la sala hay unos 40 jóvenes budistas con edades que oscilan entre los 10 y los 20 años sentados sobre unas esterillas. El lejano sonido deviene en canto celestial.

Palacio Real de Luang Prabang
La música construye una armonía a modo de canon: un grupo de voces canta una melodía y al cabo de unos instantes otro grupo repite esa misma melodía, generando una sensación de canto total, que abarca todo el espacio.

Gran parte de estos rezos recuerdan las enseñanzas de Siddhartha Gautama, también llamado Buda, que significa “El que se ha iluminado”. También son alabanzas y exorcismos, recetas para atajar los males y enfermedades. El oído occidental, tan poco acostumbrado a estas sonoridades, queda hipnotizado y abrumado por estos cánticos que parecen dirigirse a un estado superior del alma.

Esta escena se repite a diario en la madrugada y al atardecer en algunos de los templos que existen en Luang Prabang, la capital espiritual de Laos.

A pesar de que para el turista americano es un nombre desconocido, muchos aseguran que se trata de una de las ciudades más hermosas y de todo el Sudeste Asiático.

fresco de Buda
La ceremonia de entrega de limosna o Tak Bat es una de los acontecimientos más bellos y singulares de Luang Prabang. Cada día, sobre las 5:30 de la madrugada, justo cuando el sol comienza a despuntar, aparecen varios grupos de jóvenes budistas que caminan en fila india en absoluto silencio por las calles de la ciudad para recoger las ofrendas de que le entregan los vecinos y los turistas. Visten una túnica naranja, unas sencillas sandalias de cuero y una bolsa de mimbre en la que recogen el arroz y la fruta que les entregan. A pesar de la sencillez de su atuendo, emanan una elegancia y solemnidad que deslumbra, como si fueran unos apóstoles de la luz.

monte sagrado Monte Phu Si Laos
En muchos casos este será su único alimento del día. Su vida está dedicada a la oración y recogimiento, no a trabajar. Pero que nadie piense que la vida de un monje budista es la de un holgazán. Al revés, sus días transcurren en una férrea disciplina. Madrugan todos los días a las 5:00 horas, rezan continuamente, practican meditación, estudian filosofía, historia, matemáticas, ayudan en las labores del templo y no tienen jamás una compensación económica. Viven únicamente de lo que la comunidad les entrega.

Si Phan islas al sur de Laos.

La vida de los habitantes de Luang Prabang está íntimamente vinculada al colosal río Mekong, que transita a las orillas de la ciudad.

Con sus 4,880 kilómetros, es el octavo más largo del mundo, y atraviesa todo el país de norte a sur. De un intenso color marrón chocolate, es fuente de vida para los laosianos. Les provee alimento, trabajo, energía y vías de transporte. En las orillas del río abundan unos sencillos restaurantes donde disfrutar de unas puestas de sol junto a una Lao Beer, la cerveza nacional. Las barbacoas de chancho, pollo y verduras también son famosas, así como la ensalada de papaya picante con cilantro y azúcar de palma y ají.

templo budista Luang Prabang.
En el siglo XIV, Luang Prabang alcanzó su esplendor, bajo el reino de La Xang, fue en esa época cuando adquirió el mítico nombre de “El Reino del Millón de elefantes”, siendo un foco cultural y artístico de la región, compitiendo con el mismísimo reino de Siam. Siempre prevaleció su naturaleza sacra, como centro de estudios budistas.

A día de hoy, a pesar de que la ciudad tiene tan solo 70,000 habitantes, se erigen más de 50 templos.

En la construcción del tejido urbano, destaca la arquitectura colonial francesa, que marcó la segunda mitad del siglo XIX, cuando Laos formaba parte de los llamados territorios de Indochina. Se trata de unos encantadores edificios de estilo francés, de dos plantas con balcones adornados y fachadas encaladas.

cascadas de Tat Kuang Luang Prabang
Los templos budistas construyen el contrapunto de la ciudad. Los laosianos están ricamente ornamentados, con las paredes y techos pintados, esculturas y altares rebosantes de obras de arte. Una singularidad son sus techos, con varias capas superpuestas en forma de V invertida.

La mejor manera de descifrar esta evocadora ciudad, es en bicicleta. Alquilar una es fácil y barato. Tan solo hay que dejarse llevar y perderse por el entramado de calles centenarias.

NO TE PIERDAS: La Antártida, el último santuario de vida salvaje


cascadas de Tat Kuang Luang Prabang

Total
0
Shares
Related Posts
Puente Kototoi en Tokio

Puente cubierto de Guelph en Guelph, Ontario

Oficialmente, Ontario tiene solo un puente cubierto, que se puede encontrar en West Montrose. Pero el conteo oficial no incluye el puente peatonal cubierto de celosía de 144 pies que abarca la convergencia de los ríos Eramosa y Speed ​​en Guelph. En 1992, 400 voluntarios del Timber Framers ‘Guild levantaron el puente a mano. Fue diseñado al estilo de la patente de Ithiel Town de la década de 1880, y destaca por la cantidad de luz que permite que entre al interior.
Read More
Eagle Rock en Los Ángeles

Crystal Ice Cave en Tulelake, California

En el norte de California , Monumento Nacional Lava Beds es una tierra marcada por los gruñidos tectónicos del volcán del escudo del Lago de Medicina cercano. Millones de años de lava vertiéndose a través de la tierra resultaron en un laberinto de 800 cuevas. Veinte de estas cuevas albergan formaciones de hielo extrañas y surrealistas durante el invierno, la más espectacular de las cuales es Crystal Ice Cave. Como algo sacado directamente de una novela noruega , Crystal Ice Cave rebosa de formaciones de hielo raras que no pueden evitar decir “Oooooh”.
Read More
Otras como Zoom

¿Bares cerrados? Las fiestas en cuarentena son en línea

Con los bares cerrando a lo largo de diferentes países en todo el mundo, varias personas han comenzado a encontrarse y hacer fiestas en línea a través de Houseparty. Esta es una de varias aplicaciones de reuniones por video que se han convertido en un gran éxito durante la pandemia. AFP.-Amaya Howard planea compartir una copa de vino con sus amigos después de un largo día de trabajo. “La idea era hacer una ‘Happy Hour’ (‘Hora Feliz’ en español).
Read More
Iglesia de Agia Kyriaki en Atenas

Exposición arqueológica en el aeropuerto internacional de Atenas en Grecia

Atenas es famosa por sus impresionantes ruinas y su rica historia, pero menos famosa es esta sala de exposiciones en el segundo piso del aeropuerto internacional Eleftherios Venizelos de Atenas. La exhibición alberga alrededor de 172 artefactos desenterrados durante la construcción del aeropuerto. Según la evidencia arqueológica, Atenas ha estado habitada durante más de 11 milenios. Durante el período neolítico, el área que ahora alberga el aeropuerto perteneció a una vasta región agrícola.
Read More
Museo del Calendario (Museo del Calendario) en Santiago de Querétaro

Museo de la achicoria en Kolkja, Estonia

La achicoria es una planta perenne nativa de Europa. Las plantas pueden alcanzar hasta dos metros de altura, y sus fuertes raíces ramificadas fueron cosechadas al final de la temporada de crecimiento para ser tostadas y utilizadas para hacer alimentos y bebidas. Las bebidas hechas de raíz de achicoria fueron populares en toda Europa en el siglo XVIII; en Alemania , la bebida de achicoria se conocía como “café prusiano”. A medida que los granos de café se hicieron más accesibles, la planta de achicoria se volvió menos común.
Read More
Droagh Motte en Mid and East Antrim

Droagh Motte en Mid and East Antrim, Irlanda del Norte

La Motte Droagh, ubicada en el Parque de Campo Carnfunnock, fue construida durante el siglo XII por los normandos como una defensa contra los nativos irlandeses. La estructura consistía en enormes montículos de tierra conocidos como mottes, donde se construyeron estructuras defensivas de torres de vigilancia para proporcionar un claro campo de visión desde todos los lados del asentamiento. Las mottes también estaban rodeadas por una zanja que proporcionaba más protección y una ventaja estratégica.
Read More
Estancos y licorerías abiertos

Especialistas revelan que la cuarentena puede abrir la puerta a las adicciones

Los testimonios sobre las tentaciones adictivas durante la cuarentena se multiplican en las redes sociales, mientras los especialistas advierten de sus riesgos.AFP.-“La relación entre las situaciones de estrés traumático y el consumo es estrecha. Respondemos con los productos de siempre: calmantes, alcohol, drogas recreativas”, explica Philippe Batel, psiquiatra y adictólogo francés. “En situación de cuarentena, la mayoría de las estrategias de adaptación al estrés, como el deporte o las salidas, no se dan.
Read More
El Palacio Monseñor Sassatelli en Imola

Palacio de Portici en Portici, Italia

Carlos de Borbón, rey de Nápoles y Sicilia, encargó la construcción del espectacular Palacio Real de Caserta. Sin embargo, esta no era la primera residencia real que había construido. En 1738, después de una visita a Portici, impresionó positivamente al joven rey y a su consorte, y decidió encargar un nuevo palacio real en la pequeña ciudad al este de Nápoles. Famosos arquitectos, pintores y escultores de la época fueron llamados a participar en el proyecto.
Read More
Eagle Rock en Los Ángeles

Frog Rock en New Boston, New Hampshire

Los residentes del Estado de Granito parecen tener una afinidad por encontrar rostros y figuras en las muchas rocas únicas y formaciones geológicas que ensucian New Hampshire . No es necesario buscar más allá de la mascota del estado, el Old Man of the Mountain, , que es el perfil natural de un hombre que sobresale de la ladera de una montaña en Franchia Notch. Aunque el Viejo se ha ido por décadas, ningún contendiente lo ha reemplazado como la rareza de piedra más amada del estado.
Read More
Los brazos de Churchill en Londres

Elfin Oak en Londres, Inglaterra

El Roble Elfino es el tronco esculpido de un antiguo roble en los jardines de Kensington. El roble nudoso fue trasladado a los jardines en 1928 como parte de un esfuerzo para mejorar los espacios públicos y los parques reales de Londres. Anteriormente se encontraba en una zona que ahora es el Parque Richmond desde hace casi 800 años. Poco después de su traslado, se le pidió a un escultor, Ivor Innes, que esculpiera el tronco del Roble.
Read More
Oiteke Bori en Tokio

Tateishi-sama en Tokio, Japón

Tateishi-sama , que significa “piedra en pie” (sama es un honorífico para las personas de un rango superior) en japonés, es una especie de menhir que se adora, y a veces temido, por los lugareños. Si bien muchos de esos Tateishi-samas son conocidos en todo Japón, el más notable de estos es uno extremadamente oscuro, que se puede encontrar en la ciudad que lleva su nombre. Este Tateishi-sama está ubicado en un parque infantil en Tateishi, Barrio Katsushika, ubicado en un pequeño santuario.
Read More